MicroUtopias

 
  • Decrease font size
  • Default font size
  • Increase font size
Inicio arrow Artículos arrow Más falacias del gobernador
Más falacias del gobernador
miércoles, 14 de abril de 2010
Image 
El gobernador del Banco de España está llegando al paroxismo a la hora de actuar como portavoz de la banca privada que ha originado la crisis y ahora quiere que sus efectos descansen sobre las espaldas de los demás, recurriendo para ello constante y vergonzosamente a los tópicos más vulgares y a opiniones que no tienen el más mínimo soporte científico.

Lo último que ha dicho es que el "mayor riesgo que planea sobre las entidades de crédito españolas es el desempleo masivo".

Hay que tener mucho aplomo para decir eso sin que el color rojo le suba a uno hasta la nuca.

¿Ahora resulta que el paro masivo es una amenaza para la banca y no justamente lo que la banca ha provocado con su comportamiento irresponsable, avaricioso y criminal (porque criminal es actuar en paraísos fiscales, defraudar, engañar a los clientes, difundir activos basura por todo el planeta y ocultar a los depositantes el riesgo que han generado y todavía mantienen sobre su dinero)?

El gobernador del Banco de España ha permanecido en silencio cuando los bancos y los grandes empresarios del pelotazo ganaban dinero a espuertas, cuando dejaban que se inflara una burbuja que los hacía multimillonarios, cuando se provocaba un endeudamiento (la fuente de beneficios de la banca, no se olvide esto) gigantesco. Calló sobre las razones que la estaban provocando cuando la crisis se venía encima y ahora que los bancos la han hecho estallar en nuestra cara, dando lugar a que miles de empresas cerraran por falta de liquidez y tuvieran que despedir a sus empleados, ahora el gobernador dice que el paro amenaza a la banca. Solo para presionar, para lograr que el gobierno apruebe las normas que reclaman las grandes patronales para reducir el coste del trabajo y seguir así ganando más dinero todavía.

Una vez más hay que denunciar las falacias que sostiene el gobernador del Banco de España, su complicidad con los intereses de quienes han provocado la crisis y de quienes van a volver a provocarla porque siguen ocultando su riesgo y siguen haciendo lo mismo que antes.

Hay que denunciar que las medidas que propone no van a permitir que la economía española salga de la crisis, sino que traerán consigo más empobrecimiento de los trabajadores, y más beneficios para las grandes empresas, claro está, pero no para la inmensa mayoría de ellas, pequeñas y medianas que lo que necesitan es liquidez y más demanda para sus productos.

El gobernador se basa en una concepción liberal que afirma que el desempleo se produce por un mal funcionamiento del mercado de trabajo originado por el excesivo coste de la mano de obra y por eso se limita repetir que lo que hay que hacer es bajar los salarios, las cotizaciones sociales, los costes del despido y establecer condiciones más favorables para la patronal a la hora de negociar y utilizar la fuerza de trabajo. Llueva o haga sol, no tiene más recetas: reducir los salarios que es lo que le interesa a los grandes empresarios que disponen de mercados cautivos.

Economistas plenamente solventes han echado por tierra desde hace decenios esta tesis, demostrando que de esa manera no se consigue aumentar el empleo porque el paro no se produce en función solamente de lo que ocurra en el mercado de trabajo, sino también en el mercado de bienes y servicios. Porque el salario no es solo un coste, sino también una componente principal de la demanda necesaria para que las empresas vendan y puedan contratar a más trabajadores, y un determinante de la productividad, necesaria también para poder obtener más beneficios sin empobrecer a los empleados. De modo que, cuanto más bajos sean los salarios, más débiles son los mercados y menos beneficios potenciales tienen las empresas (y por tanto menos demanda de empleo realizarán), salvo, claro está, las más poderosas que gozan de privilegios y poder de mercado.

Una tesis mucho más realista que la liberal: por muy bajos que sean los salarios las empresas no contratarán si no van a poder vender sus productos y a obtener beneficios. Una verdad de Perogrullo que constantemente olvidan el gobernador y toda la pléyade de economistas liberales que tienen a su alrededor para defender su tesis irrealista e infundada que solo beneficia a los poderosos.

Como olvidan las verdaderas causas que han dado lugar a esta crisis y sobre las que se debería actuar si de verdad se quisiera solucionar y evitar que vuelva a producirse: la desigualdad que es la que genera fondos parásitos que solo buscan beneficios rápidos, la desastrosa desregulación de los mercados financieros, el descontrol de los capitales especulativos, o los privilegios de los que gozan la banca privada para ganar dinero generando deuda.

¿Seguiremos callados ante semejante engaño, nos seguirá dando igual que difundan estas falacias y mentiras, dejaremos que sigan manteniendo con tanta impunidad estas tesis que en lugar de solucionar los problemas económicos son las que están hundiendo las economías?

Juan Torres López es catedrático de Economía Aplicada en la Universidad de Sevilla, colaborador habitual de Rebelión, editor de www.altereconomia.org y miembro del Consejo científico de ATTAC-España. Su web personal: www.juantorreslopez.com
 
< Anterior   Siguiente >